Mejorando el sistema de asistencia de las víctimas de la CPI

La Presidente de la CPI junto a los miembros del Consejo Directivo del Fondo Fiduciario en Beneficio de las Víctimas (FFBV) y el Director Ejecutivo en una visita a los programas de asistencia en febrero de 2017. Foto: FFBV
En los últimos años, el sistema único de justicia restaurativa de la CPI ha pasado por problemas financieros, políticos y logísticos. Para asegurar que los juicios de la CPI tengan un impacto tangible para las víctimas y comunidades afectadas por los crímenes más atroces, aún queda mucho trabajo por hacer para empoderar y crear conciencia sobre la misión del Fondo Fiduciario en Beneficio de las Víctimas para que pueda cumplir con su mandato.

Las víctimas en el sistema de la CPI

El Estatuto de Roma empodera a las víctimas de crímenes de guerra, de lesa humanidad y de genocidio para llevar ante la justicia a los autores de estos crímenes y permitirles llevar una vida digna con respeto y confianza. La CPI es el primer tribunal internacional que otorga a las víctimas el derecho a participar en los juicios. Las víctimas pueden — directamente en la Corte,  o a través de sus representantes legales — presentar sus opiniones y preocupaciones. El Estatuto de Roma reconoce también el derecho a las víctimas a obtener reparaciones por los crímenes sufridos. 

Las reparaciones deben entenderse en sentido general y no solo se refieren a compensaciones económicas. Las reparaciones pueden otorgarse en múltiples formas, incluyendo la rehabilitación. Dependen de los magistrados de la Corte y — en caso que sean ordenadas por estos — son administradas por el Fondo Fiduciario en Beneficio de las Víctimas (FFBV).  

Al asistir a las víctimas para que sean capaces de volver a llevar adelante una vida digna en sus propias comunidades, el FFBV contribuye a garantizar una paz duradera y sostenible en el mundo, promoviendo una justicia restaurativa y la reconciliación entre las partes del conflicto.

En los últimos años, sin embargo, el sistema de restauración y reparaciones se ha visto debilitado por las crisis política y económica. Para garantizar que los juicios de la CPI tengan un impacto tangible para las víctimas y comunidades afectadas por crímenes de la CPI, tenemos que seguir trabajando para crear conciencia sobre el necesario apoyo que el Fondo Fiduciario necesita.

 

Un balance sobre el Fondo Fiduciario en Beneficio de las Víctimas en el año 2017

Creado por el Estatuto de Roma, el Fondo Fiduciario en Beneficio de las Víctimas (FFBV) tiene dos misiones:

1. Aplicar las reparaciones cuando sean ordenadas por los Magistrados  dela Corte; y

2. Proporcionar asistencia general, incluyendo rehabilitación física, apoyo material, y/o rehabilitación psicológica a las comunidades y víctimas de los crímenes  bajo jurisdicción de la CPI.

En su boletín de mayo de 2017, el FFBV pone de relieve sus logros más recientes, incluyendo: cómo ha ido la implementación de las reparaciones; qué vieron los miembros del Consejo de Direccón del FFBV en sus visitas sobre el terreno; qué proyectos de asistencia general en marcha se han cumplido; y cómo los fondos del FFBV pueden hacer – y están haciendo ya – la diferencia.

Volviendo a la segunda orden de reparaciones ordenada por la Corte, en este caso en favor de las víctimas de Germain Katanga, el boletín detalla quiénes serán los beneficiarios y cuándo se espera que lleguen las primeras reparaciones.

Pero teniendo en cuenta la corta historia de la Corte, hasta la fecha el mandato general de asistencia es el que ha concentrado la mayoría de las actividades del FFBV.

En febrero de 2017,  la Presidente de la CPI Silvia Fernández de Gurmendi, el Presidente del FFBV Motoo Noguchi, el miembro de la Junta del FFBV Mama Koite Doumbia, y el Director Ejecutivo del FFBV Pieter de Baan visitaron los proyectos del FFBV en Uganda  y en la RDC. 

Decenas de miles de víctimas ya se han beneficiado de los programas del FFBV. El resto de proyectos se presume que serán suspendidos en noviembre de 2017. 

“No debemos dejar que las víctimas se queden en su pasado, atrapadas en su sufrimiento. Debemos hacerlas partícipes del futuro. La resistencia de las víctimas y su capacidad para sobreponerse a un daño inimaginable debe ser la base para la reconstrucción de una sociedad justa y pacífica, con confianza y seguridad en el futuro."  Motoo Noguchi, Presidente de la Junta Directiva del FFBV

“La visita demuestra la huella única del Fondo Fiduciario y marca un momento clave en la reparación de las víctimas y de las comunidades.”  Mama Koité Doumbia, Junta Directiva del FFBV

"Quería escuchar la opinión de las víctimas que se han beneficiado de estos proyectos y mostrarles mi apoyo tanto a ellos como al Fondo Fiduciario y a sus socios locales. Su trabajo es fundamental para la misión de la CPI.” Magistrada Silvia Fernández, Presidente de la CPI. 

El 17 de mayo de 2017, el día de apertura de la reunión anual del Consejo Directivo del FFBV, se anunció un nuevo programa de asistencia para 2018 para las víctimas del conflicto post electoral en 2010-11 de  Costa de Marfil. 

 

No se puede perder de vista a las víctimas: el ejemplo de Kenia

El trabajo del FFBV está lejos de ser un trabajo fácil. La sociedad civil lleva años pidiendo que el FFBV aumente sus actividades, y que los Estados acompañen sus promesas con dinero. 

En Kenia, por ejemplo, el Fondo Fiduciario no ha podido llevar a cabo sua actividades de asistencia general por motivos de seguridad, dejando a muchas víctimas sin ningún tipo de asistencia. En abril de 2016, el informe de Human Rights Watch, Solo me senté y esperé morirReparaciones para los sobrevivientes de la violencia sexual tras las elecciones de 2007-2008 en Kenia, puse de relieve el impacto psicológico, mental, social y económico de la violencia sexual y otro tipo de abusos de derechos humanos cometidos contra mujeres y niñas y tambén sobre niños y hombres durante la violencia post-electoral en Kenia en 2011-12. 

HRW pidió al Fondo Fiduciario que extendiera sus actividades a Kenia, y en otros países sobre los que la CPI ha abierto investigaciones. 

Con el colapso de los casos keniatas en la Corte, no hay en la actualidad perspectivas de que las víctimas sean elegibles para recibir reparaciones a través de una orden de la CPI. 

Como siempre, el dinero es el problema.

Las órdenes de reparaciones de la Corte pueden provenir del patrimonio de los condenados. Cuando el condenado no tiene patrimonio, o no es suficiente, el Fondo Fiduciario puede contribuir a la reparación de las víctimas.

Sin embargo, la capacidad del Fondo Fiduciario para proporcionar asistencia depende de contribuciones voluntarias de donantes, fundamentalmente de los Estados Partes a la CPI y otras organizaciones no estatales.

En el último boletín informativo, conocimos quién había contribuído en 2016 y a principios de 2017. El aporte del del gobierno de Suecia y su apoyo al Fondo Fiduciario como una herramienta para prevenir conflictos fue de especial importancia.

“La Swedish International Development Cooperation Agency está orgullosa de contribuir con proyectos de reconciliación y reconstrucción de la paz, como los organizados por el FFBV. Es un complemento importante para el compromiso del gobierno sueco en la implementación del Estatuto de Roma.”.

Otros gobiernos deberían seguir el ejemplo de Suecia. La Coalición por la CPI lo ha puesto de manifiesto en numerosas ocasiones, entre otros asuntos, en el Consejo Directivo del FFBV durante su reunión anual en mayo de 2017.

VEA FOTOS SOBRE EL FONDO FIDUCIARIO 

 

Justicia de género a través de las reparaciones de las víctimas

En paralelo a la Comisión por el Estatus de la Mujer (CSW, por sus siglas en inglés) en Nueva York en marzo de 2017,  la Coalición organizó un evento para crear conciencia sobre el trabajo del FFBV como mecanismo para la justicia reparativa. Este evento paralelo, con el fin de crear concienciar sobre temas de justicia internacional entre grupos de mujeres, ofreció una oportunidad para relacionarse e intercambiar información entre ellas.

Mama Koité Doumbia, miembro del Consejo Directivo del FFBV y Presidente de la Coalición de Mali por la CPI, habló sobre sus visitas a Uganda y la RDC para comprobar los programas del Fondo Fiduciario. 

“Mi evaluación personal de esta visita es que la intervención del Fondo Fiduciario a través de su mandato de asistencia ha sido de vital importancia para las víctimas más vulnerables, como mujeres y niños, y es por esto que debemos seguir apoyando y dotando de fondos económicos al FFBV.” declaró  Mama Koité Doumbia, del Consejo Directivo del FFBV

“Crear conciencia sobre el mandato y las actividades del Fondo Fiduciario durante la 61° sesión de la CSW ha sido una oportunidad única para recordarles a todos los involucrados que la igualdad de género, el crecimiento económico y el empoderamiento de la mujer van de la mano con la justicia de género. El empoderamiento económico es de hecho un pre-requisito para la igualdad de género, pero la realización completa de los derechos de las mujeres solo se alcanzará cuando ellas tengan acceso a la justicia y cuando termine la impunidad por los crímenes sexuales y de género”, declaró Jelena Pia-Comella, Directora ejecutiva de la Coalición por la CPI. 

Lea MÁs SOBRE EL SISTEMA DE LA CPI

 

Comparte tu opinión: ¿Qué puede hacerse para mejorar la reparación y la asistencia a las víctimas del sistema de la CPI?